Bienvenidos supongo!
On martes, mayo 25, 2010 by Bimago del Neoverso in ,    2 comments

Mi hermano menor esta muriendo y no hay nada que pueda hacer para siquiera hacerle sentir mejor. Hemos tenido nuestras diferentecias, como es normal entre hermanos, pero yo lo amo simplemente porque es mi sangre. Y ahora, César esta postrado en una cama, más allá de la capacidad de los médicos. Para la dolencia que le aflije no hay medicina que pueda ayudarle.

Y aquí estoy yo, tan inútil, escribiendo en un blog, tratando de exorcisar el dolor que me esta carcomiendo el alma.

No quiero dormir. No quiero  pensar. No quiero recordar la imagen de mi pequeño hermano destruido físicamente por la enfermedad.

Mi abuela, que es más que mi madre, también esta mal. Un año de quimioterapias y operaciones no ha sido suficiente para vencer el cáncer que se extiende por su cuerpo. Y como ella, yo trato de ser fuerte, de no expresar ese dolor para no derrumbarme. Y sé que en estos momentos, ella esta también despierta, esta madrugada, allá en Turrialba, pensando no en ella, sino en su pequeño Cesitar.

Hay golpes en la vida tan fuertes...  que uno de verdad no sabe qué hacer.

2 comentarios:

  1. Es verdad, yo atravese por una situacion similar. Pero todo pasa, eventualmente. Bendiciones para tu familia.

    ResponderEliminar
  2. Gracias, mi hermano fue trasladado anteayer a Turrialba, pero esta semana salgo a vacaciones asi que podre seguirle viendo.

    ResponderEliminar