Pablo Presbere, el héroe nacional olvidado por Costa Rica.

Un día como hoy, el 4 de julio de 1710 – hace 305 años – fue asesinado el Rey de las Lapas – Pablu Presbere, su delito: La defensa de los pueblos indígenas.


El desprecio costarricense a su cultura.



En el desarrollo de la identidad costarricense como nación independiente se cometieron errores e injusticias, naturalmente somos humanos todos, y el menosprecio a la cultura autóctona ha sido uno de los peores errores del ser costarriense heredados de esa época colonial.

Así durante mucho tiempo, la única historia "oficial" válida era la versión europerizada (¿existirá esa palabra?) de cómo los españoles trajeron civilización y cultura a Costa Rica. Hoy se ha ido corrigiendo esta visión errónea y entendemos las verdaderas implicaciones de la invasión europea a América, como la destrucción de la civilización y cultura autóctona americana.






En esta guerra de culturas que se dió hace siglos, algunos héros se levantaron a luchar por su pueblo. 


La lucha de resistencia indígena.


Uno de estos héroes olvidados es este cacique bribri, en Pablo Presbere nuestra Costa Rica tuvo su Libertador Indigena, así como Jacinto Canek para los Mayas de Yucatan y un Kinich Yax Kuk Mo (Gran Sol Rey Guacamayo) Honduras-Guatemala.

Fue un gran rey indígena talamanqueño quien junto a Pedro Comesala llevararon a cabo la rebelión de 1709. Su testimonio antes de morir lo hizo en bribri como una forma de demostrar la resistencia indígena y a pesar de ser torturado nunca entregó a sus aliados a los españoles.

Pablo Presbere es solo una versión españolizada de su nombre autóctono, como pasara con muchas palabras indígenas que persisten en nuestro idioma.  El nombre correcto del Rey bribri es «Pa Blü Pe Bere»: Rey de las Lapas Hombre Tranquilo.
 
Nuestro héroe sigue guiando a lucha de los pueblos en la defensa de la madre tierra, sus recursos naturales, su cultura, su territorialidad y sus derechos. Ojalá pronto tengamos a un diputado que acoja la propuesta de convertir a este cacique en un héroe oficial costarricense y el 4 de julio se convierta en una celebración nacional de su lucha.